30 de Diciembre 2017

En el 2013 la pareja de esposos cristianos Melissa y Aaron Klein se negaron a hacer una tarta para un matrimonio homosexual y ahora son castigados por sus creencias

Redacción La Resistencia



Estados Unidos. En el 2013, la pareja de panaderos cristianos, se negaron a hacer una tarta para una pareja de lesbianas que acudió  a su pastelería, esto debido a que iba en contra de su religión y no podían traicionar sus creencias. Ante la negativa, las lesbianas iniciaron un proceso legal contra la pastelería y tras 4 años de lucha judicial, la justicia le dio el beneficio a los homosexuales.

Tres jueces del Tribunal, impusieron a los cristianos una multa de 135.000 dólares, según estos, hornear pasteles no es un “discurso, arte u otra expresión” que si está protegida por la Primera Enmienda. Afirmaron que el derecho de libertad religiosa está por debajo de los derechos de los homosexuales.

Con el pago de esta multa, los cristianos tuvieron que cerrar su panadería y ahora, entre lágrimas, piden ayuda para poder afrontar sus gastos. El abogado que los defiende dijo: “Creo que castigar a las personas por sus creencias religiosas no es … estadounidense, y está mal”

DE TU INTERÉS